¡Qué difícil es el “oficio de vivir”! No hay manual que nos lo enseñe, y seguramente está bien así, porque esta es la forma que nos permite hacer a cada uno nuestro propio camino.

Pero quizás también por ello hay tantas personas, como los impulsores del programa L’Ofici de Viure, de Catalunya Ràdio, siempre interesadas en compartir experiencias sobre cómo vivir mejor. Algo para lo que, estoy convencido, no hay otra manera de avanzar que intentar ser mejor persona.

Quería compartir la alegría de que estos amigos organicen el sábado en Cerdanyola del Vallès (Barcelona) su primer “Congreso del Oficio de Vivir”, titulándolo con el nombre de este programa.Desde aquí, me gustaría agradecerles también la invitación a participar a través de la charla “Hacia una economía más humana”. Porque la economía también forma parte de este “oficio” difícil pero único que es vivir, y deberíamos lograr que lo hiciese un poco más sencillo.